Como ocurre en toda la llamada Rivoyra Sacrata (Ribeira Sacra), de la estrecha relación entre paisaje, monasterios y cultivo de la vid resulta uno de los caldos de mayor fama de Galicia. El vino que en tiempos de celtas y romanos era conocido como el oro líquido del río Sil. En su ribera nace VERDES MATAS, nombre que toma de la tradición de las gentes del lugar que solían decir al beber un vaso de vino “ vino de verdes matas/tú me crías tú me matas/me inclinas a las mujeres/haces de mi lo que quieres...”.

Durante los siglos de esplendor de los monasterios, este vino se convirtió en una de las bases de la economía medieval de Galicia, así como en un protagonista de excepción del intenso tráfico fluvial que navegaba las espectaculares riberas del río Sil hasta el Portus Polumbaris (Puerto de Pombeiro ). Actualmente, las tierras de Amandi de Pombeiro siguen siendo cuna de uno de los vinos emblemáticos de Galicia.

Diseño prowebpc.com